Las 50 películas más terroríficas de

Las 50 películas más terroríficas de la historia 2

Por | 22 de junio de 2016

Sección: Listas

Género:

Temas:

El cine de terror es uno de los géneros más complejos de la disciplina. Producir horror en el público es un reto mayúsculo, ya que se debe echar mano de talento formal (iluminación, maquillaje, pero también de música o montaje) y de inteligencia para ofrecer historias innovadoras. Icónica seleccionó las 50 películas más terroríficas de la historia basándose no sólo en los sustos que producen sino también en los recursos estéticos que utilizan. Lo que hoy nos genera horror puede que no lo haga en el futuro. No obstante, estas cintas sobrevivirán porque detrás del miedo proyectan ideas trascendentales sobre las relaciones personales o la existencia humana. Presentamos la segunda parte de esta lista. El orden de aparición es cronológico.

La primera parte de esta lista está disponible aquí.

 

25.  El silencio de los inocentes (The Silence of the Lambs, Jonathan Demme, 1991)

silence-of-the-lambs

Hannibal Lecter (Anthony Hopkins) es uno de los psicópatas más enigmáticos del cine de horror. Para atrapar al asesino Buffalo Bill, la agente del FBI Starling (Jodie Foster) debe pensar como él, por lo que recurre al cautivo Dr. Lecter, un antropófago con una mente desquiciada que le ayuda a resolver el acertijo. Este 2016, la cinta ganadora de cinco premios Óscar cumple 25 años de ser un clásico que explora los trastornos psicológicos más perturbadores. El guión realizado por Ted Rally presenta un laberinto de terror y suspenso, donde la desesperación por encontrar la verdad se intensifica a cada minuto.

 

24.  Braindead (Peter Jackson, 1992)

film-33-braindead

Antes de convertirse en un director afamado por El Señor de los Anillos, Peter Jackson se dedicaba a hacer cine de terror. Gore, humor y miedo se fusionan en esta película para entregar una de las obras más apreciadas por los seguidores de este género. La madre de un joven enamorado pierde la razón cuando conoce a la novia de éste y, después de ser mordida por un animal en el zoológico, se convierte en un zombi que propaga su enfermedad. Es una de las cintas de este director neozelandés mejor recibidas por la crítica.

 

23. Tesis (Alejandro Amenábar, 1996)

tesis-diapo

La opera prima de Alejandro Amenábar es una declaración de principios: para hacer cine no se necesita una carrera universitaria ni altos presupuestos. Basta con talento, imaginación e inteligencia para pensar a través de las imágenes en movimiento. Ángela (Ana Torrent) realiza una investigación sobre cine snuff cuando descubre que dentro de su propia universidad se producen ese tipo de filmes. Una película que marcó un parteaguas dentro del cine español con proyección internacional.

 

22. Juegos divertidos (Funny Games, Michael Haneke, 1997)

funny games

La obra del austriaco se puede leer como una de horror y violencia. Pero Haneke no usa estos recursos de forma espectacular, sino para provocar reflexiones críticas sobre la sociedad contemporánea. Un perverso juego se efectúa en la casa de campo de una familia adinerada (integrada por un hombre –Ulrich Mühe–, su esposa –Susanne Lothar– y el hijo de ambos –Stefan Clapczynski). Dos malvados visitantes los obligan a hacer cosas durante toda la noche sin propósito alguno. El resultado: la vida o la muerte. El remake estadounidense de 2007, dirigido por el propio Haneke, que copia cada una de las escenas de forma exacta, fue protagonizado por Naomi Watts y Tim Roth.

 

21. El proyecto de la bruja de Blair (The Blair Witch Project, Daniel Myrick y Eduardo Sánchez, 1999)

Blair Witch Project

Durante sus primeras semanas de proyección, El proyecto de la bruja de Blair generó un efecto nunca antes visto en una película del género debido a su efectiva campaña publicitaria. El público pensaba que las imágenes que veía eran los fragmentos de un video encontrado por azar. Luego de haber sido producida por cerca de 20 mil dólares, ganó casi 250 millones. Es la historia de tres jóvenes que emprenden un viaje de campo y se encuentran con una energía maléfica que los desaparece. La película usa inteligentemente el punto de vista de una cámara de video, un recurso frecuente en el cine de terror de la actualidad.

 

20. Los otros (The Others, Alejandro Amenábar, 2001)

936265592_The_Others_2001_BluRay_720p_x264_WiKi

Que Alejandro Amenábar vuelva a aparecer en esta lista no es casualidad. Con Los otros no sólo realizó una de las películas de terror más sofisticadas del siglo XXI, sino también logró incorporar un recurso narrativo trascendente, una vuelta de tuerca inesperada en un guión que se despliega exitosamente. Basada parcialmente en Posesión satánica (The Innocents, dirigida por Jack Clayton con guión de Truman Capote en 1961, una adaptación de Otra vuelta de tuerca de Henry James) y bajo un estilo hitchcockiano, Los otros narra la historia de una mujer, Grace (Nicole Kidman), que junto a sus dos hijos debe enfrentar la soledad en una casona después de la Segunda Guerra Mundial. Sin embargo, su estado cambia cuando reciben la compañía de seres provenientes del más allá.

 

19. El aro (The Ring, Gore Verbinski, 2002)

128837

El argumento que devela esta cinta ha inspirado dos versiones con perspectivas totalmente opuestas pero igualmente aterradoras: la producción japonesa de Hideo Nakata (Ringu, 1998) y la estadounidense de Verbinski. La idea es simple pero suficiente para matar de miedo a cualquiera: una cinta de video maldita causa que quien la vea muera una semana después. A partir de recursos visuales como la escala de grises empleada en el contenido del VHS, se establece una línea oscura entre vida y muerte, atravesada por los personajes de manera abrumadora.

 

18. Están entre nosotros (Shutter, Banjong Pisanthanakun y Parkpoom Wongpoom, 2004)

estan-entre-nosotros

Una joven que fue violada por un grupo de adolescentes regresa del más allá para vengarse de sus agresores. Su espectro sólo puede verse a través de fotografías. Están entre nosotros no sólo cuenta con un guión formidable (de los directores en colaboración con Sopon Sukdapisit), sino también con efectos especiales que producen un efecto de terror poco visto en cintas anteriores. El remake estadounidense no alcanza los niveles estéticos de la original tailandesa.

 

17. La maldición (Ju-On: The Grudge, Takashi Shimizu, 2004)

thumbnailImage

Basada en una leyenda japonesa donde una persona que muere producto de la ira puede arrojar una maldición, esta película usa los recursos del género de maneras novedosas para infundir terror. Los escenarios y las caracterizaciones de los niños que provienen del más allá son, sencillamente, deslumbrantes. La primera película dio pie a una saga que produce altos niveles de espanto.

 

16. [REC] (Jaume Balagueró y Francisco Plaza, 2007)

rec

Jaume Balagueró y Paco Plaza produjeron esta verdadera pieza maestra utilizando recursos sencillos de manera inteligente: cámara en mano, planos secuencia larguísimos y ausencia de música. Ángela Vidal (Manuela Velasco) es la conductora de un programa de televisión nocturno de variedad. Una noche visita a los bomberos, que deben atender una llamada de emergencia de un edificio en Barcelona donde suceden cosas extrañas. A partir de entonces, se desata el caos y la violencia fomentada por un virus probablemente producido luego de un rito satánico. Una película que marcó un antes y un después del género. Ninguna de sus secuelas está a la altura de la primera entrega.

 

15. Instinto siniestro (À l’intérieur, Julien Maury y Alexandre Bustillo, 2007)

instinto

Aunque el cine francés se ha interesado poco en el terror, cuando lo ha hecho ha logrado películas muy interesantes. Instinto siniestro cuenta la historia de una mujer embarazada acosada por una mujer desconocida. Las escenas sangrientas y el vínculo que se establece entre el niño por nacer y las dos protagonistas hacen de esta película una pieza fascinante y, al mismo tiempo, terrorífica.

 

14. Sobre natural (The Mist, Frank Darabont, 2007)

The Mist

Esta película basada en la novela de Stephen King, La niebla, relata la vida de un pueblo que, tras ser invadido por una niebla misteriosa, comienza a vivir sucesos extraños. La magnífica fotografía y un guión adaptado solventemente dotan a esta cinta de una atmósfera escalofriante. La música de Mark Isham es una de las piezas clave de esta cinta.

 

13. Mártires (Martyrs, Pascal Laugier, 2008)

martyrs2-large

Una sangrienta historia de asesinatos brutales. Lucie (Morjana Alaoui) fue secuestrada y torturada durante mucho tiempo hasta que consigue escapar de sus captores. Tras 15 años de intentar superar su pasado, éste la alcanza bajo la forma de una mujer plagada de cicatrices y ella quiere venganza. Las consecuencias: un mar de sangre por el cual corren cuerpos inocentes y culpables. Esta cinta ha sido catalogada como una de las más polémicas del cine francés, con escenas que exploran una crueldad sin límites. Aquí, la violencia deja de ser un simple recurso narrativo y trasciende a una experiencia estética.  

 

12. La frontera del miedo (Frontière[s], Xavier Gens, 2008)

frontieres

Política, terror, crimen y elementos de cine gore confluyen en una de las mejores películas de Xavier Gens. Durante las elecciones en Francia, un grupo de jóvenes aprovecha el escenario para cometer un robo. Al buscar refugio en un hostal, se ven encerrados en las manías de los propietarios del recinto, un grupo de neonazis amantes de la violencia y la tortura. Este juego de supervivencia retoma algunos recursos de cintas como Juego macabro (Saw, James Wan, 2004) y Hostal (Hostel, Eli Roth, 2005), historias donde los protagonistas se ven sometidos a la ley del más fuerte. Una película ágil, cruda y carente de piedad.

 

11. Déjame entrar (Låt den rätte komma in, Thomas Alfredson, 2008)

Captura de pantalla 2016-06-22 a las 12.20.50 AM

Una auténtica pieza maestra sueca. Eli (Lina Leandersson) es una pequeña vampiresa que ayuda a otro niño para que dejen de molestarlo. La amistad que tiene lugar entre ellos se convierte en un amor profundo del que probablemente no haya escape. Integrada por una fotografía impecable (Hoyte van Hoytema) y estupendas actuaciones, esta película recibió un puñado de premios y nominaciones en festivales de todo el mundo.

 

10. La noche del demonio (Insidious, James Wan, 2010)

insidious

Aunque el cine comercial estadounidense vive una crisis creativa en lo que a terror se refiere, existen excepciones que vale la pena destacar. La noche del demonio recurre a algunas herramientas típicas del género: música misteriosa, una historia de fantasmas con un demonio que posee a un niño y un médium que ayuda a liberar a la familia. Las misteriosas figuraciones de este relato figuran entre las más espeluznantes de los tiempos recientes.

 

9. Somos lo que hay (Jorge Michel Grau, 2010)

somos-lo-que-hay-de-jorge-michel-grau-4470984knzcd

El primer largometraje de Michel Grau lo situó como una mente maestra capaz de construir imágenes terroríficas sin necesidad de estar relacionadas con fantasmas o zombis. En este filme, una familia asentada en la Ciudad de México sobrevive comiendo carne humana. Somos lo que hay (cuyo remake, We Are What We Are, fue dado a conocer en 2013) gira alrededor de varios temas sensibles que aquejan al país: la inseguridad (los protagonistas pueden comer carne de prostitutas porque saben que esas desapariciones no serán investigadas por ningún policía), la violencia y la pobreza. ¿Esta familia come carne humana por necesidad o por gusto?

 

8. La cabaña del terror (The Cabin in the Woods, Drew Goddard, 2011)

rectangle

El género de horror es uno de los más sofisticados: sus recursos narrativos han evolucionado a tal grado que muchas películas hacen comentarios críticos e irónicos sobre los mismos. Uno de los ejemplos más trascendentes de lo anterior es este filme, que revisa los motivos y las herramientas utilizadas para asustar a los espectadores. Un grupo de jóvenes sale de viaje y se encuentra con una cabaña que activa mecanismos provenientes de las cintas de horror. Detrás de este acontecimiento se encuentra un equipo televisivo que debe brindar un espectáculo sangriento a su audiencia.

 

7. Siniestro (Sinister, Scott Derrickson, 2012)

sinister-movie-ethan-hawke-super-8-footage

Ellison Oswalt (Ethan Hawke) es un escritor afamado que investiga historias de crímenes. Para su nuevo libro, se muda junto con su esposa e hijos a una casa donde una familia fue brutalmente asesinada y descubre en el ático una caja con cintas con imágenes de un ser maligno que incita a los niños a matar a sus padres. Siniestro es, además de un relato de terror, una alegoría sobre una de las cualidades de la disciplina: registrar las imágenes de un ser vivo cuyo halo le será arrebatado para siempre. Un estupendo filme que aborda temas como el ocultismo, la brujería y las cualidades del cine.

 

6. V/H/S (Adam Wingard, Glenn McQuaid, Radio Silence, David Bruckner, Joe Swanberg, Ti West, 2012)

vhs-picture03 (1)

Seis relatos dirigidos por distintos cineastas que exploran diferentes aristas del género. Desde la mítica figura del vampiro (Noche amateur, David Bruckner), hasta ritos satánicos (31/10/98, Radio Silence) o las misteriosas condiciones en las que un asesino serial sólo puede ser visto a través de una cámara de video (Jueves 17, Glen McQuaid). En medio de ellas, una historia no menos inquietante: un grupo de jóvenes entra a una casa a robar unas cintas VHS sin saber que ahí suceden cosas horripilantes. Pequeñas dosis de terror que en conjunto integran una de las piezas más impactantes de los últimos tiempos.

 

5. Los inocentes (Gerard Martí, 2013)

Los-Inocentes_01

Una excursión a un albergue abandonado llamado Las Doce Colinas se convierte una experiencia aterradora cuando un grupo de jóvenes ignora los rumores de una maldición que acecha el recinto. Los juegos infantiles se convierten en bromas macabras cuando los protagonistas desafían al mundo sobrenatural. En esta cinta, la atmósfera se convierte en un personaje clave: la casa donde ocurren los sucesos trágicos cobra vida a través de sus objetos, los cuales tienen su propia historia de horror. La primera película de Martí se realizó con el apoyo de otros directores amateur, quienes sorprendieron en España, su país natal, con esta cinta que ha obtenido reconocimiento internacional.

 

4. La noche de la expiación (The Purge, James DeMonaco, 2013)

The-Purge

La fábula es aterradora y políticamente alarmante. Un futuro distópico: en Estados Unidos, una vez al año el gobierno permite que la gente mate a cualquiera para liberar sus sentimientos violentos por los siguientes 364 días. Una familia, cuyo padre es interpretado por Ethan Hawke, debe decidir entre proteger a un fugitivo negro para salvar su vida o aventarlo al matadero. Los escenarios, así como el argumento, hacen que esta cinta no necesite de ningún fantasma para infundir terror.

 

3. Sólo los amantes sobreviven (Only Lovers Left Alive, Jim Jarmusch, 2013)

only-lovers-left-alive-1

Solo los amantes sobreviven no es, evidentemente, una película de sustos. No obstante, sus protagonistas son dos vampiros, figura mítica del género tanto en la literatura como en el cine. Eve (Tilda Swinton) y Adam (Tom Hiddleston) conforman una pareja de eternos amantes que, a pesar de sus sofisticados gustos por la música, la ciencia y la literatura, deben asesinar para mantenerse con vida. El estupendo soundtrack de esta película tan oscura como fascinante incluye músicos de distintos géneros como Black Rebel Motorcycle Club, Charlie Feathers, Wanda Jackson y la banda del director, SQÜRL. La película retrata con eficacia las ruinas del Detroit de principios de siglo que generaba un ambiente inseguro, violento y terrorífico.

 

2. Los huéspedes (The Visit, M. Night Shyamalan, 2015)

518799410_13_o

En una lista de cintas de terror no podía faltar uno de los directores más autorizados en el tema de los últimos tiempos. Con influencias de Hitchcock, M. Night Shyamalan ha producido una obra que, aunque inconsistente, deambula entre el terror y el suspenso hasta alcanzar puntos muy altos. Rebecca (Olivia DeJonge) y Tyler (Ed Oxenbould) pasan un fin de semana con sus abuelos. Sin embargo, el comportamiento de estos últimos dista mucho de la normalidad: deambulan desnudos por la casa durante la noche, emiten sonidos extraños y fomentan juegos extravagantes. Una película donde el humor y el terror, extrañamente, conforman una pareja exitosa.

 

1.  La bruja (The Witch, Robert Eggers, 2015)

ek1okvhozntxjwzbnkdz

La inquietante atmósfera de la opera prima de Robert Eggers es resultado de la fusión entre la magnífica fotografía de Jarin Balschke, el sorprendente diseño artístico de Andrea Kristof y una trama que se desarrolla sin tropiezos. En la década de los treinta del siglo XVII una familia es expulsada de un poblado. A partir de ese suceso, desaparece su niño más pequeño y otro de ellos sufre un embrujo. Una cinta misteriosa y provocadora que produce sentimientos terroríficos a pesar de no utilizar vueltas de tuerca ni recurrir a efectos especiales rimbombantes.

La primera parte de esta lista está disponible aquí.